VOLVER
Sin categoría
12 septiembre, 2016
Avintia Racing suma tres puntos en el Gran Premio de San Marino

Héctor Barberá ha sumado tres puntos en el Gran premio de San Marino (Italia), para la clasificación del Campeonato del Mundo de MotoGP, en la que ocupa la décima posición a falta de cinco citas. La próxima tendrá lugar en Aragón dentro de un par de semanas, y allí espera volver a estar luchando entre los diez primeros.

El circuito de Misano ha tenido un sabor agridulce para el equipo Avintia Racing. En general el rendimiento del piloto valenciano en los entrenamientos había sido muy bueno, sin embargo, la falta de sensaciones en las primeras vueltas le ha llevado a terminar la carrera en 13º posición.

Xavi Forés tampoco ha tenido una carrera sencilla en su primera participación en MotoGP sustituyendo a Loris Baz, después de 16 vueltas se ha visto forzado a tomar el camino de los boxes con problemas en su antebrazo derecho. Durante todo el fin de semana ha sufrido para adaptarse a los frenos de carbono y a una moto muy diferente a la que pilota en el Mundial de Superbike. Y todo esto, sumado a la tensión de la carrera, al final le ha pasado factura. Baz quiere volver a la acción en Aragón, pero todo dependerá de la evolución de sus lesiones.

Héctor Barberá

“Ha sido una carrera bastante complicada, al inicio no tenía buenas sensaciones, no podía frenar y parecía que la suspensión delantera no estaba funcionando de lo blanda que iba. Se me ha cerrado la dirección dos veces y he tenido que levantar la moto con el codo, porque he estado a punto de caerme. Pero luego, conforme se ha ido vaciando el depósito he empezado a ir cada vez mejor y a rodar más rápido; el problema es que he perdido tanto en las primeras cinco vueltas, que el grupo de Bautista, Petrucci y Bradl se me ha escapado. Lo más positivo es que este fin de semana hemos vuelto a recuperar el camino para volver a las posiciones que estábamos antes de Silverstone. Ahora toca prepararse bien para la próxima carrera, que además será en casa”.

Xavi Forés

“He salido bastante bien, pero ya desde la segunda curva he notado que el agarre detrás ha caído mucho en comparación con el resto del fin de semana y, de hecho, los tiempos que he hecho en carrera han sido bastante más lentos. Al no encontrarme igual, he tenido que forzar mucho con el freno delantero, he hecho sufrir mucho el neumático, además, el brazo derecho se me ha agarrotado. He tenido un par de sustos porque se me cerraba la dirección y cada vez iba alargando más las trayectorias, por lo que al final he decidido parar porque podía ser peligroso. Ha sido un fin de semana complicado, pero también he disfrutado muchísimo pilotando la Desmosedici. Si llegará otra oportunidad, creo que ya conociendo la moto y al equipo, podría hacerlo mejor. Quiero agradecer al equipo la oportunidad que me han dado, porque ha sido una experiencia increíble».